¿Qué nutrientes estoy ingiriendo al comer pescado y marisco?

MARISKITOCada vez más los consumidores responsables desean saber de dónde viene un producto, cuál es su composición y cuáles son sus valores energéticos y nutritivos. Esto responde a una preocupación creciente por una dieta sana, la voluntad de conocer los alimentos que consumimos y poder escoger dependiendo de las necesidades y gustos.

Si en uno de nuestros últimos post hablábamos de la trazabilidad de los productos, hoy queremos hacer hincapié del valor nutritivo de los pescados y mariscos, para que dispongáis de toda la información sobre los productos que os ofrecemos.

Antes de nada es interesante destacar que el agua es el elemento más abundante en la composición de pescados y mariscos. Cuanta más agua contenga un alimento, menor es su cantidad de grasa. Normalmente en los pescados magros y en los mariscos la proporción de agua oscila entre el 75 y el 80%, mientras que en los pescados azules puede llegar a valores inferiores al 75%.

Además, el contenido medio de proteínas de pescados y mariscos es de 18 gramos por cada 100 gramos. Es decir, 100 gramos de casi cualquier pescado aportan alrededor de una tercera parte de la cantidad diaria recomendada de proteínas. La cantidad y el tipo  de proteínas condiciona, entre otros factores, la conservación, el pescado y la digestibilidad. En este sentido resulta interesante destacar que el pescado contiene menor proporción de colágeno,  un tipo de proteína, que la carne, por lo que el pescado es más tierno y es más fácil de digerir que la carne y el marisco.

El valor energético o calórico varía principalmente según el contenido en grasas,  nutriente más abundante en los pescados azules, y, por tanto, más energéticos (hasta 120-200 Kcal por cada 100 gramos), casi el doble que los pescados blancos y los mariscos (70-90 Kcal por cada100 gramos).

La presencia de hidratos de carbono en pescados y mariscos no es relevante. En la mayoría de especies no supera el 1%. Sólo se encuentra en cantidades superiores en moluscos con concha como ostras y mejillones, que contienen 4,7 y 1,9 gramos cada 100 gramos.

Es importante señalar que estos datos son medias elaboradas para el total del pescado y que se debe tener en cuenta que todos estos parámetro pueden variar según el modo de preparación del pescado y de la especie, y dentro de ésta, puede haber variaciones por motivos como la estación del año, la época en la que se captura, la edad de la pieza, etc.

Fuente: Eroski Consumer

zp8497586rq
Esta entrada fue publicada en Gastronomía, Salud y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.